Rata de agua (Arvicola sapidus)

Uno de los mamíferos más desconocidos y esquivos de la Península Ibérica, y por ende del Parque Regional del Sureste, seguramente sea la rata de agua. Una mal llamada “rata” ya que, aún siendo roedor como ratas y ratones, en realidad está más emparentada con los topillos.

Diapositiva1

Rata de agua nadando entre el carrizo y la enea de nuestra laguna.

Presente en Francia, España y Portugal, este rechoncho animal diurno de cabeza redonda, orejas poco desarrolladas y color marrón o gris, tiene un cuerpo de entre 16 y 23 cm y una cola de hasta 15 cm. De hábitos anfibios, vive entre la vegetación de las riberas de los ríos, arroyos  y humedales en zonas con agua en buen estado y llega a pesar entre 150 y 300 gramos.

Diapositiva2

Siempre esquiva y difícil de ver entre la vegetación palustre.

Su alimentación es principalmente herbívora a base de raíces, brotes tiernos y hojas de plantas acuáticas, aunque puede llegar a comer pequeños animales como crustáceos, larvas o insectos en alguna ocasión. Construye galerías bajo tierra, a poca profundidad, a las que accede por entradas tanto en superficie como bajo el agua y en donde construye un pequeño nido con hierba seca para criar a su descendencia (normalmente 2 camadas al año de 3 ó 4 ejemplares).

Diapositiva3

Ejemplar fotografiado con nuestra cámara trampa en los alrededores de nuestro centro.

Sus principales amenazas son la destrucción y la contaminación de su hábitat. Es presa de depredadores tales como la lechuza, la nutria o el visón y en su día, el hombre también la cazaba y comía formando parte de platos tan tradicionales como por ejemplo la paella (en la Albufera se la conoce como rata de marjal y vive en los arrozales) . Es muy difícil de observar pero, si vienes cargado de paciencia y con algo de fortuna, puedes descubrirla desde el observatorio situado dentro de nuestro recinto. Ven a buscarla y… ¡mucha suerte!

Bibliografía

“Guía de la naturaleza en el Parque Regional del Sureste” Editorial Naumanni. 2005.

http://www.sierradebaza.org

http://www.faunaiberica.org

http://www.sierradebaza.org/Fichas_fauna/05_09_rata-agua/rata-agua.htm

Parque Rural de Anaga, Tenerife

Existen en España zonas protegidas donde coexisten la importancia ecológica y la belleza paisajística, con los usos y actividades tradicionales que se desarrollan en ellas (agricultura, ganadería y pesca): los Parques Rurales. Entre ellos está el Parque Rural de Anaga, situado en el noreste de la Isla de Tenerife, Canarias.

Folleto_general_del_Parque_Rural_de_Anaga_page-0001

Mapa del Parque Rural de Anaga. Fuente: folleto oficial del parque.

Con una superficie de 14.418,7 ha, se extiende desde la zona costera hasta una altitud de 1.020 m y se caracteriza por un paisaje montañoso con profundos barrancos. Además de la categoría de protección de Parque Rural, también ha sido declarado Zona de Especial Protección para las Aves (ZEPA) y cuenta a su vez, en su superficie, con tres reservas naturales integrales (El Pijaral, Ijuana y Los Roques de Anaga) y una Reserva de la Biosfera.

Parque Rural de Anaga (11)

Vistas del municipio de San Cristóbal de la Laguna y el Teide desde el mirador de Jardina en el Parque Rural de Anaga.

Los materiales del Macizo de Anaga datan de unos 6 millones de años y tienen un origen volcánico, como la mayoría de la isla. A parte de los acantilados y los barrancos, destacan otras formaciones geológicas como los roques, antiguas chimeneas volcánicas; o los diques o “muros”, que son fisuras rellenas de magma solidificado.

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

Este espacio protegido se caracteriza por contar con el mayor número de especies endémicas por km2 de toda Europa. Gracias a la antigüedad geológica, las diferencias en la altitud, el clima y el tipo de suelo, el parque de Anaga presenta una alta biodiversidad, estando representados la mayoría de los ecosistemas que hay en Tenerife.

Parque Rural de Anaga (7)

Vistas de la zona costera del Parque Rural de Anaga.

La vegetación es muy variada dependiendo de la zona del parque en la que te encuentres, esto se debe al transporte de semillas por viento, corrientes marinas, pájaros y a las diferentes condiciones climáticas hacen que estas semillas se asienten y crezcan en las zonas que les son más favorables. Por ejemplo en las zonas altas del parque podrás encontrar grandes bosques de laurisilva, relictos de hace 40 millones de años. También destacan las vegetaciones típicamente costeras, las zonas de cardonal – tabaibal (típica de las zonas bajas con abundancia de plantas suculentas), los dragos (Dracaena draco) y las palmeras Canarias (Phoenix canariensis).

Parque Rural de Anaga (1)

Opuntia ficus-indica (chumbera) entre el bosque de laurisilva.

En cuanto a la fauna, destacan los invertebrados asociados a la laurisilva como el escarabajo fausto (Carubus faustus) o la cleopatra canaria o “limonera” (Gonepteryx cleobule cleobule) y aves como la paloma turqué (Columba boli) o la paloma rabiche (Columba junionae), especies consideradas fósiles vivientes de la Era Terciaria, y en las zonas costeras la pardela cenicienta (Calonectris diomedea) y la gaviota patiamarilla (Larus michahellis).

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

Si alguna vez visitas este paraje natural no olvides pasar antes por el Centro de Visitantes de la Cruz del Carmen, donde podrás encontrar información sobre las rutas para visitar Anaga y conocer mejor los recursos del parque, la flora, la fauna y las poblaciones rurales que habitan en él y que se dedican principalmente a cultivo de productos típicos como la batata, las papas, los ñames y las viñas de donde se obtienen los vinos típicos de la zona.

Fuentes:

Gaviotas en el Campillo

Son muchos los visitantes que se sorprenden cuando caminando por la senda, divisan una gran mancha de puntos blancos y grises en el centro de la laguna. Y son muchos también los que se acercan preguntando qué son y la respuesta es desconcertante… son ni más ni menos que gaviotas. 

Juveniles de gaviotas en Galicia.

Históricamente las gaviotas son aves principalmente marinas, pero en los últimos años han ido colonizando nuevos territorios hasta llegar a Madrid. En El Campillo hemos identificado varias especies de gaviota, las más abundantes son reidora y sombría y en menor medida patiamarilla y tridáctila.

La primeras en cambiar la costa por el interior fueron las gaviotas reidoras. Son aves de pequeño tamaño, comparadas con el resto de las de su especie,  de color gris en la parte dorsal y blanca en la parte ventral, con una mancha de color marrón oscuro en la cabeza durante la época reproductora, la cual queda reducida a una pequeña mancha auricular el resto del año.

Gaviota reidora (Chroicocephalus ridibundus). Fuente SEO/BirdLife

Más tarde aparecieron gaviotas sombrías, las cuales gracias a su versatilidad y capacidad de adaptación, han conseguido conquistar buena parte del territorio que antes dominaban las gaviotas reidoras. Son de tamaño considerablemente más grande que las demás y son de color blanco con el dorso en gris oscuro. Destacan sus patas, pico e iris que son de color amarillo brillante y además presentan un anillo ocular rojo muy característico.

Gaviota sombría (Larus fuscus). Fuente SEO/BirdLife

Ambas especies son coloniales y es frecuente verlas formando grandes grupos cerca de lugares donde abunde el alimento, tales como humedales y vertederos. En el caso de las sombrías suelen invadir colonias de otras especies de gaviotas y robarles los huevos y los pollos.

¿Pero por qué aparecieron estas aves en Madrid? Normalmente las poblaciones migran desde sus zonas de cría en Europa hasta nuestro país, y cada vez son más las que eligen las zonas interiores donde obtienen comida regularmente. En las últimas dos décadas, en Madrid, se han llegado a superar los cien mil individuos en los meses de invierno.

Una bandada de gaviotas en un tramo del río Manzanares a su paso por Madrid. (Foto: Kike Rincón)

El principal motivo de su llegada a la capital es la gran capacidad que tienen para adaptarse y aprovechar las ventajas que les ofrecen los vertederos de residuos que se sitúan cerca de las grandes ciudades. Otra de las razones parece estar en la renaturalización del río Manzanares, estas aves se posan en el río a descansar y usan su cauce como vía que conecta sus zonas de alimentación diarias en el sur y sureste de Madrid, como es el caso del Parque Regional del Sureste, y los principales dormideros del norte, como son los embalses de Guadalix y Santillana.

Como ocurría en el caso de las cigüeñas blancas, la mayoría de las que vemos en la capital son poblaciones invernantes que no crían aquí, pero también hay una parte de la población joven que decide quedarse y pasar el resto del año en los humedales y ríos de la capital.

Fuentes:

Aves de España. Eduardo de Juana y Juan M. Varela.

Seo/BirdLife

https://www.larazon.es/madrid/20200203/7qs5rlwiwfg5bki26ovpqt5z54.html

https://www.madridiario.es/440884/fauna-aves-renaturalizacion-manzanares

Árbol singular: Chopo de Don Sergio

Entre los elementos naturales que podemos encontrar dentro de la superficie del Parque Regional del Sureste encontramos uno de los árboles singulares de la Comunidad de Madrid: el Chopo de Don Sergio.

Fotografía del Chopo de Don Sergio.

Como su nombre bien indica, es un chopo, más concretamente un álamo negro (Populus nigra), especie típica del bosque de ribera en esta zona de la Comunidad de Madrid. Este ejemplar de 26 metros de altura y un perímetro de casi 5 metros, con una edad aproximada de 100 años de edad, se encuentra en el Soto de las Juntas, a orillas del río Manzanares.

El ser vivo más grande y longevo de todo el espacio natural, rinde homenaje a Sergio Gracia, encargado del Servicio de Gestión y Conservación del área protegida, en la cual lleva trabajando más de 20 años.

Cartel informativo junto al árbol.

Si vas a visitarlo, para proteger a este ejemplar singular que queda de chopo autóctono en la Comunidad de Madrid, te pedimos que no te subas a sus ramas, no dañes su corteza y evita pisar sus raíces.

Casa del Parque del Cañón del Río Lobos.

Hoy os queremos presentar otra de las “Casas del Parque” que hemos podido visitar recientemente. La casa del parque del Cañón de Río Lobos, este edificio  tuvo diferentes usos en el pasado, desde una antigua fábrica de papel hasta una fábrica de chocolate. En la actualidad su único objetivo es estar al servicio de los visitantes y a la interpretación del paisaje del cañón. Se encuentra ubicada en Ucero, en la provincia de Soria.

Este centro está dotado de un Aula del Río (equipamiento educativo que se sitúan muy próximos a los ríos donde se enseña a conocer los ecosistemas acuáticos a través de la pesca, respetando siempre el medio ambiente), una piscifactoría y un área administrativa dedicada a la gestión del parque natural. La exposición tiene como eje principal el agua, que es el responsable del modelado del cañón.

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

 

El edificio consta de tres plantas, en la planta baja podemos encontrar la recepción de visitantes, una maqueta sobre el parque y diferentes elementos expositivos sobre el agua. La primera planta está dedicada a las exposiciones temporales, pudimos ver una dedicada a la conservación de la Alondra ricotí (Chersophilus duponti) y al proyecto life ricotí.  Y en la segunda y última planta podemos encontrar la exposición permanente donde se recogen los principales ecosistemas presentes en el parque (ribera, cortados y páramo) y la fauna y flora que podemos encontrar en los mismos.

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

Ese mismo día visitamos el cañón, un espacio natural protegido que abarca unas 10.000 hectáreas comprendidas entre Burgos y Soria. A lo largo de todo el parque existen multitud de senderos bien señalizados, pudimos conocer la famosa ermita de San Bartolomé, ver multitud de buitreras e incluso antiguas colmenas.

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

Si todavía no has tenido la oportunidad de conocer el Cañón de Río Lobos y su Casa del Parque, te animamos a que te dejes sorprender por su insólita belleza.

Webgrafía:

Cañón del Río Lobos

Proyecto Life Ricotí

Casas del Parque

Plantas Silvestres Comestibles

Probablemente no hayas escuchado la palabra “yuyo”, pero sí la palabra “yuyu”. Una película de miedo nos puede dar “yuyu” o quizás nos puede dar un “yuyu” si nos encontramos de frente con un oso pardo. En realidad, la palabra “yuyo” proviene del quechua “yuyu” que significa hortaliza. Si consultamos el diccionario, la primera connotación de la palabra “yuyo” es mala hierba, sin embargo en Perú se aplica a las hierbas tiernas y comestibles. En Colombia y Argentina son hierbas que sirven de condimento, incluso hierbas medicinales en Uruguay.

Yuyo.PNG I

Publicación de Ricardo Ledesma y Cecilia Nava.              https://inta.gob.ar/sites/default/files/script-tmp-yuyos_bien_comidos.pdf

Pero, ¿qué es una mala hierba? Según la RAE, una mala hierba es una planta herbácea que crece espontáneamente dificultando el buen desarrollo de los cultivos. Pero no necesariamente tiene por qué ir asociado a una connotación negativa. Son muchas las especies cultivadas que, en algún momento y lugar, fueron malezas (o viceversa). Por ejemplo se sabe que la avena fue originariamente una maleza de los trigales. Según el doctor Eduardo Rapoport, investigador de la Universidad del Comahue y del Conicet (Argentina) “en lugar de malezas tendrían que llamarse <<buenezas>> ya que muchas de ellas son tanto o más nutritivas y apetitosas que las 15 o 20 que compramos en las verdulerías”.

Recordemos que en un principio la sociedad fue recolectora, y no se contaba con grandes campos de maíz o trigo sino que se buscaban los frutos y las plantas comestibles de mejor calidad, teniendo un buen conocimiento de los recursos que ofrecía la naturaleza. Actualmente son los botánicos (etnobotánicos) los que se esfuerzan en recuperarlo. Gracias a sus estudios, han registrado más de 17.000 especies comestibles a nivel mundial aunque se sospecha que realmente existan más de 60.000. !Y sólo utilizamos unas 150 especies! Es decir, menos del 1% de lo que nos ofrece la naturaleza.

Alimentos silvestres de Madrid

Guía de plantas y setas de uso alimentario tradicional en la Comunidad de Madrid. http://digital.csic.es/bitstream/10261/69843/1/269AlimentossilvestresMadrid.pdf

Algunas de estas plantas silvestres se encuentran en el Parque Regional del Sureste como Lamium amplexicaule (ortiga mansa o zapatitos), Sonchus arvensis (cerraja o cardincha), Taraxacum officinale (diente de león), Plantago lanceolata (Llantén menor), Urtica urens (ortiga),  Nasturtium officinale (berro), Capsella bursa-pastoris (bolsa de pastor) o Scirpus holoschoenus (junco churrero). En la mayoría de ellas, las hojas tiernas sirven para ensaladas crudas ya que son muy sabrosas aunque también se pueden agregar en sopas, salsas o en distintas preparaciones con verduras cocidas. Las raíces también se pueden comer hervidas y en caso del “diente de león”, se pueden secar, tostar y moler, para obtener “café de diente de león”, similar al café tradicional. Para utilizar la ortiga en la cocina tenemos que lavar y hervir durante poco tiempo, así se pierde su poder urticante. Es muy digestiva y su sabor es agradable por lo que se puede agregar en ensaladas, sopas, guisos, puré, rellenos y toda clase de recetas.

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

La identificación de las plantas silvestres es una habilidad que necesita ser practicada para realizarla con seguridad. Si dudamos en su identificación, es preferible no recogerlo ya que pueden ser especies tóxicas. Tenemos que elegir plantas sanas y sin defectos, evitando los lugares cercanos a caminos o industrias, al igual que zonas protegidas y sólo debemos coger lo que vayamos a consumir. Además, recuerda que nos encontramos en un espacio natural protegido y que la recolecta de cualquier elemento de la naturaleza no está permitido.

Bibliografía:

https://www.lanacion.com.ar/ciencia/describen-237-malezas-comestibles-nid1294133

https://vdocuments.site/rapoport-malezascomestiblesdelconosur.html

https://huerta.ojodeltiempo.com/malezas-con-nutrientes/?fbclid=IwAR2OsUqSEeJ982Wsy_zOuB4s_gEsTcEIi-uu_UA14D-hkMC2FFL5Ol8BU5c

https://www.miteco.gob.es/es/biodiversidad/temas/inventarios-nacionales/inventario-espanol-de-los-conocimientos-tradicionales/inventario_esp_conocimientos_tradicionales.aspx

Haz clic para acceder a 269AlimentossilvestresMadrid.pdf

¿Qué es la niebla de vapor?

Algunas de las frías mañanas otoñales e invernales podemos observar en los valles del Parque Regional del Sureste un curioso fenómeno que nos hace tener una sensación fantasmagórica. Una ligera o espesa bruma (depende del día) flota sobre la superficie de las lagunas y los ríos dándole un aspecto que recordamos haber visto en alguna película.

No se trata de humo, sino de vapor de agua. Y este fenómeno es conocido como nieblas de vapor. La niebla es un fenómeno meteorológico causado por la sobresaturación húmeda del aire, de modo que ya no puede contener más vapor y se forman gotas de agua que quedan suspendidas.

En el caso de las nieblas de vapor, estas suceden cuando el aire frío se mueve sobre agua cálida. Es en estos momentos cuando se produce evaporación desde la superficie del agua, elevándose este vapor y mezclándose con el aire frío de arriba. Entonces, el aire se satura formándose la condensación con apariencia de vapor, dándole el nombre a estas nieblas.

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

Esto sucede porque la temperatura del agua de las lagunas sufre variaciones estacionales, de manera que el agua en verano aumenta su temperatura, y en otoño e invierno va descendiendo progresivamente.

Es por eso que la niebla de vapor se produce generalmente sobre la superficie de los lagos y ríos en otoño e invierno, cuando el agua aún esta más caliente que el aire.

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

Seguramente todavía quedan días para disfrutar de este fenómeno. Así que si te gusta madrugar no dudes en venir a contemplarlo.

Fuentes:

http://meteobasica.blogspot.com/2010/11/nieblas.html

https://tierracharra.blogspot.com/2011/10/niebla-de-vapor.html

https://www.vistaalmar.es/medio-ambiente/fenomenos-naturales/3750-espectacular-niebla-de-vapor-en-los-grandes-lagos.html

http://cidta.usal.es/cursos/agua/modulos/conceptos/uni_03/u4c1s1.htm

Casa del Parque Natural Hoces del Río Riaza

Hace poco visitamos la Casa del Parque Natural de las Hoces del Río Riaza. Es una de las 35 “Casas del Parque” que podemos encontrar a lo largo de toda Castilla y León y está ubicada en Montejo de la Vega (Segovia) a muy pocos kilómetros de Aranda de Duero. En este centro de recepción de visitantes recibirás toda la información que necesites  como por ejemplo las diferentes rutas que puedes realizar en este espacio natural.

 

En la casa del parque podrás disfrutar y aprender sobre diversas temáticas a través de diferentes secciones:

  • “Conoce el parque”: en este espacio aprenderemos sobre el proceso de formación de las hoces, el clima, el tipo de suelo y los diferentes ecosistemas (bosque de ribera, cantil y bosque).
  • “Las aves”: aprenderás sobre las características morfológicas de las aves (estructura osea ligera, utilidades de las plumas…). También encontrarás un apartado sobre las aves más representativas de este enclave natural (buitre leonado, alimoche, halcón peregrino, águila real y búho real).
  • “El rincón de la memoria”: en él se recuerda a los habitantes de Linares del Arroyo (municipio de Segovia), un pueblo que está sumergido sobre las aguas del embalse que recibe el mismo nombre.
  • “Red de Espacios Naturales”: Castilla y León posee una gran riqueza ambiental, en esta sección te acercarás a los espacios más característicos y emblemáticos de esta región como es por ejemplo, la Sierra de Gredos.
  • “En vivo y en directo”: podrás observar gracias a una cámara a tiempo real, una colonia de Buitre Leonado que vive en las hoces. Podrás ver sus hábitos y sus movimientos.
  • “Zona Audiovisual”: finalizamos nuestra visita con un vídeo que trataba sobre las características generales del espacio natural en el que nos encontramos, la fauna, la flora y las costumbres de las gentes del lugar.

 

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

¡Te animamos a que conozcas este enclave natural y disfrutes de sus maravillosas vistas acompañadas de majestuosos buitres! 😀

 

Fuentes:

Casa del Parque del Río Riaza

Parque Natural Hoces del Riaza

 

Áreas Marinas Protegidas (AMP)

Anteriormente ya hemos hablado en nuestro blog de la Red de Áreas Marinas Protegidas de España (RAMPE). Una de las categorías menos conocidas y más complejas de delimitar dentro de esta clasificación son las Áreas Marinas Protegidas (AMP). Estas áreas se declaran en la Ley 42/2007 de 13 de diciembre, del Patrimonio Natural y de la Biodiversidad y, según esta ley, se definen como:

Espacios naturales designados para la protección de ecosistemas, comunidades o elementos biológicos o geológicos del medio marino, que en razón de su rareza, fragilidad, importancia o singularidad, merecen una protección especial. 

posidonia-oceanica

Pradera de Posidonias (Posidonia oceánica) en el Parque Natural de Cabo de Gata-Níjar. Las posidonias son una de las especies de plantas marinas con mayor interés de conservación ya que su destrucción conlleva a la pérdida del hábitat para otras muchas especies marinas.
Fuente: http://www.parquenatural.com

Unos años más tarde después de crearse la Red, y a través del Real Decreto 1629/2011, se declaró la primera Área Marina Protegida de España: El espacio marino de El Cachucho, una montaña submarina situada en el mar Cantábrico frente a la costa de Asturias.  Además de ser AMP, se encuentra dentro de la Red Natura 2000 como Zona Especial de Conservación (ZEC).

Mapa situación El Cachucho

Situación del Área Marina protegida de “El Cachucho” en el Mar Cantábrico.
Fuente: https://www.asturias.es

La declaración de este espacio protegido se debe a su gran riqueza ecológica,  que viene determinada por su estructura rocosa del techo de la montaña submarina, que permite el asentamiento de organismos fijos en el fondo como corales, esponjas y gorgonias. Todo ello determina la existencia de un hábitat complejo, muy favorable como refugio para multitud de otras especies. Además cuenta con una gran diversidad de especies marinas de interés comunitario avistadas en la zona, destacando los delfines mular, común y listado, así como el calderón común, zifio de Cuvier, cachalote o rorcual común en menor número. Así como de ejemplares de tortuga boba y tortuga laúd.

386180_corredordecetaceos

Delimitación del AMP el Corredor de Migración de Cetáceos del Mediterráneo.             Fuente: MAPAMA

Recientemente se ha declarado la segunda AMP de España, AMP el Corredor de Migración de Cetáceos del Mediterráneo, entre las costas catalanas, valencianas y de las islas baleares. El motivo de la creación de esta área se debe a la alta diversidad biológica que podemos encontrar como zona de paso migratoria. Entre las especies más destacadas y de interés internacional podemos destacar el rorcual común, el delfín mular, el delfín listado, el delfín común, el calderón común, el calderón gris, el cachalote y el zifio de Cuvier; así como de tortugas marinas como la tortuga boba, de la cuál existen registros de anidación en la costa española, tiburones y aves marinas. Gracias a toda esta riqueza biológica, además de ser la segunda área marina protegida declarada, es también zona ZEPIM del Convenio de Barcelona sobre protección del medio marino.

Corredor-de-migración-de-cetáceos-del-Mediterráneo-@deunvistazo-en-@efeverde

Fuentes:

Ministerio de Agricultura y Pesca, Alimentación y Medio Ambiente (www.mapama.gob.es)

www.foroambiental.net

www.eu.oceana.org/es

Servicios ecosistémicos de los humedales

Ya hemos hablado en este blog anteriormente de los humedales y de su gran riqueza biológica, así como de la situación a la que vienen enfrentándose desde los años 60 de continua destrucción y degradación. Sin embargo, actualmente está cambiando la tendencia y cada vez mas se están poniendo en valor todos los beneficios que nos aportan y su gran riqueza. Esos beneficios, son los denominados servicios ecosistémicos, los beneficios que las personas obtenemos de la naturaleza, en este caso de los humedales. Existen diferentes tipos de servicios ecosistémicos, como  de abastecimiento (materiales), de regulación (procesos), de apoyo (producción) y culturales (inmateriales).

raso

Lagunas de Velilla de San Antonio.

Entre los servicios ecosistémicos que prestan los humedales podemos destacar:

1. Control de inundaciones.

2. Recarga de aguas subterráneas.

3. Estabilización de costas y protección contra tormentas.

4. Retención y exportación de sedimentos y nutrientes.

5. Depuración de aguas.

6. Reservas de biodiversidad.

7. Productos de los humedales.

8. Valores culturales.

9. Recreación y turismo.

10. Mitigación del cambio climático y adaptación a él.

 

Diapositiva1

Laguna de los veneno en el Soto de las Juntas.

 

Sin todos estos servicios que nos ofrecen los humedales tendríamos que enfrentarnos a numerosos problemas. Al no retener la escorrentía habría muchas más avenidas y torrentes, todas las infraestructuras ubicadas en la llanura de inundación se verían afectadas, así como todos las cosechas y cultivos; de igual modo pasaría con las infraestructuras cerca de la costa, puesto que los humedales costeros también sirven de amortiguación de las mareas y el oleaje. En épocas de sequía no contaríamos con esa gran disponibilidad de agua que aportan tanto para seres humanos como para animales. Las aguas estarían mucho más contaminadas por la ausencia de depuración del agua que realizan los humedales y la biodiversidad se vería drásticamente reducida puesto que son uno de los ecosistemas más biodiversos del planeta. Por último añadir que la sociedad se vería perjudicada por la reducción de conversión del dióxido de carbono atmosférico, uno de los principales gases de efecto invernadero, en biomasa vegetal.

 

gaviotas

Gaviotas en vuelo en la laguna de El Campillo.

Como hemos visto con esta entrada los ecosistemas de humedales forman parte de nuestra riqueza natural. A escala mundial, nos proporcionan cada año servicios ecosistémicos por valor de billones de dólares, de forma completamente gratuita, contribuyendo de forma fundamental a la salud y el bienestar humano. Teniendo en cuenta, según previsiones, que la población mundial llegará a nueve mil millones de personas en 2050, y de que cada vez son mayores las presiones sobre los recursos hídricos y las amenazas que se ciernen a causa del cambio climático, nunca ha sido más necesario ni más urgente maximizar esos beneficios. Más aun en un país como España en el que el agua es uno de nuestros recursos más escasos, incrementando los graves problemas de sequía y desertificación.

foto.laguna

Laguna de El Campillo.